Consejos para aliviar los cólicos menstruales

Los cólicos menstruales son muy comunes, aunque a muchas mujeres les afectan más que a otras. Existe la idea de que la regla duele, sin embargo, a pesar de que es cierto que debido a las contracciones del útero para expulsar la sangre durante la menstruación, esto puede provocar molestia y malestar. También es cierto que no es normal que estas contracciones provoquen fuertes dolores que resulten invalidantes. Si esto es así, lo mejor es acudir al especialista para que nos haga una revisión y determine el origen de ese dolor.

Por otro lado la regla, por tradición y cultura, está rodeada de muchos mitos que transmiten ideas negativas sobre la menstruación como que siempre es dolorosa, que es un castigo, etc. Esto hace que en muchas ocasiones las mujeres, desde antes de tener la primera regla, ya estemos predispuestas a vivirla de forma negativa.

Es importante para evitar esta concepción de la menstruación vivirla como algo natural, algo que nos indica que el cuerpo funciona bien y que es importante aceptarla y aceptar nuestro cuerpo y nuestra biología como mujeres.

Dicho esto, cuándo hablamos de cólicos menstruales hacemos referencia a molestias más o menos intensas que pueden ser mitigadas bien con medicación (a través de anticoncepción hormonal por ejemplo) o con ciertos consejos y pautas que a continuación os facilitamos.

1. Aplicar calor en la zona o darse un baño caliente

Esta demostrado que el calor aplicado ayudar a mitigar y eliminar los cólicos menstruales. También un baño caliente y relajante nos ayudara a reducir las molestias

2. Tomar infusiones con hierbas

  • Lavanda y la salvia romana alivian el dolor y te ayudar a relajarte
  • La canela y el eucalipto reducen la inflamación
  • La manzanilla y el jengibre relajan y disminuyen al irritabilidad.

3. Revisar la alimentación antes y durante al regla

Es recomendable alimentos ricos en calcio como brócoli, almendras, yogurt o leche. También la vitamina D ayuda a tu cuerpo a absorber el calcio y reducir al inflamación.

Por el contrario, alimentos como el café, alcohol, chocolate, alimentaos grasos y salados deben evitarse.

4. Ejercicio físico moderado

El ejercicio físico moderado aumenta los niveles de endorfinas que atenúan el dolor y mejoran el estado de animo

5. Mantener relaciones sexuales

Mantener relaciones sexuales ayuda también a reducir el dolor, ya sean con una misma o con la pareja.

Por último, escucha tu cuerpo, cada mujer es un mundo, por lo que el último consejo es que te pares a escucharlo, lo que a una mujer le funciona puede que a otra no tanto. Por lo que os animamos a llevar un registro de vuestros ciclos, qué días estamos más cansadas y/o alteradas, que días no, qué pautas nos funcionan y cuáles no, etc.  De esta forma aprenderás qué es lo que necesita tu cuerpo en cada momento.

Compartir este post

Comentarios (0)

Dejar un comentario