Todo lo que debes saber sobre el DIU

El DIU es uno de los anticonceptivos más utilizados por nuestras pacientes para evitar un embarazo no deseado a largo plazo.

Hay dos tipos de DIU, los que contienen cobre (DIU cobre) y los que contienen hormonas (DIU hormonal o Mirena) tienen una duración de entre 5 y 10 años.

La función del DIU es inhibir la ovulación y engrosar la mucosa cervical impidiendo el paso de los espermatozoides al óvulo, de esta manera no se puede producir un embarazo.

  • Es muy importante acudir a nuestra ginecóloga de Promedica Mujer para que te inserte el DIU, puede ser colocado en cualquier día del mes, sin embargo, recomendamos hacerlo hacia la mitad del ciclo menstrual cuando el cuello del útero está mas dilatado.
  • La eficacia del dispositivo hormonal  es inmediato si es colocado dentro de los primeros 7 días posteriores a su colocación, si es introducido en otro momento recomendamos que utilices otro método anticonceptivo adicional (condón) durante aproximadamente otra semana para protegerte de un embarazo.
  • Después de su colocación recomendamos que regreses a nuestra clínica ILE para una revisión, de esa manera comprobaremos que toda esta bien, anualmente debemos realizarte una revisión también hasta la finalización de su eficacia.
  • Si deseas retirarte el DIU deberás acudir a nuestra clínica para que nuestra ginecóloga lo haga, sólo debe ser extraído por un profesional médico, además la fertilidad regresa al poco tiempo de retirarlo porque no afecta a la fertilidad a largo plazo.
  • Hay diferentes tamaños de dispositivos intrauterinos para que puedan se utilizados incluso por mujeres que todavía no han sido mamas, antiguamente se decía que las mujeres que no habían tenido hijos no podían utilizarlo.

Si por lo que sea no puedes utilizar el DIU como método anticonceptivo, no te preocupes porque en nuestra clínica ILE podemos facilitarte otros dispositivos como el implante subdérmico o las inyecciones anticonceptivas.

Recuerda que el DIU tiene una efectividad del 99% frente a embarazos no deseados pero NO protege del contagio de enfermedades de transmisión sexual.

Compartir este post

Comentarios (0)

Dejar un comentario